Curso básico de fotografía para principiantes

fotografia digital principiantes
Son muchos los apasionados del mundo de la fotografía. Tal vez cuando se tiene la primera cámara puede parecer que se está adentrando en un mundo sumamente complicado, pero obtener fotos de calidad puede ser fácil si se cuenta con los conocimientos y habilidades necesarias. La fotografía requiere de unos conocimientos técnicos no muy complicadas y de unas dotes artísticas que harán que las fotos que se tomen sean originales y atractivas.




Cámaras automáticas y manuales


Hoy en día, las cámaras digitales hacen la mayor parte de la toma de una foto. Sus modos automáticos se encargan de las cuestiones técnicas, dejando al fotógrafo la parte creativa de una fotografía. Pero también hay cámaras que permiten elegir entre un modo automático o un modo manual, en las que el campo de acción del fotógrafo es aún mayor, permitiendo jugar no solo con la parte artística, sino también con la parte técnica de la fotografía.


La palabra fotografía, es la unión de dos significados: luz y grafía. La plasmación en papel o en cualquier otro formato de esta unión hace una foto. Este invento de finales del siglo XIX ha ido evolucionando mucho a lo largo de la historia, consiguiendo dejar constancia de muchos eventos mundiales y también personales, que quedan impresos para la posteridad. La fotografía en si tiene como objetivo fundamental transmitir y emocionar, algo que se consigue con buenas fotos, llenas de luz y color, que inmortaliza los momentos más importante de la vida de todo ser humano.

Hasta no hace muchos años la tecnología empleada para la fijación de las imágenes en papel no había evolucionado mucho desde sus orígenes. A través de diferentes sales minerales y productos químicos se fijaba la imagen que se obtenía a través de la cámara fotográfica, un elemento que filtraba la luz y la reflejaba inversamente en una película. Hoy en día la revolución tecnología ha sustituido este tipo de tecnología por el uso de cámaras fotográficas digitales, que recogen la imagen y la guarda en una memoria interna que puede ser procesada posteriormente en otros equipos.

Ya no hay que revelar las fotos


La evolución de la cámara oscura hacia las modernas cámaras digitales conllevo la eliminación de la película fotográfica. Ha abaratado los costes de la fotografía, ya que ahora no es necesario realizar el proceso de revelado de las fotos, e incluso a eliminado la obligatoriedad de pasar a papel las fotos, ya que hoy en día las fotografías pueden ser visualizadas en multitud de dispositivos.

Más información sobre cámaras para principiantes.